Printable Page Enabled: Print | Cancel

Reporte

Julio César Chávez recibirá Cinturón Otomí del CMB

👤NotiFight y Fotos de Alma Montiel 🕔15.September 2020


Como un reconocimiento a su legendaria carrera, el ex campeón mundial Julio César Chávez recibirá una réplica del Cinturón Otomí de parte del Consejo Mundial de Boxeo (CMB) el próximo 25 de septiembre, cuando enfrente a Jorge “Travieso” Arce en Tijuana en su tercer pleito de exhibición. 

Así lo confirmó Mauricio Sulaimán, presidente del WBC en los “Martes de café” del organismo, donde presentó de manera oficial la joya realizada por la artesana mexiquense Reyna Rayón. 

“Es para Julio, para el más grande de la historia, es un reconocimiento de México, del Centro Ceremonial Otomí que fue parte importante de su vida y su carrera, un premio que se le entrega con el corazón, es un reconocimiento que México le da a Julio”, dijo Mauricio. 

Tanto “JC” Chávez como el “Travieso” Arce serán los embajadores del Cinturón Otomí que fue creado para el evento boxístico más importante del 16 de septiembre, aunque en esta ocasión la pieza original será destinada al Museo del Deporte del Estado de México. 

“Quiero felicitarlos porque (Julio César y Jorge Arce) serán los embajadores del Cinturón Otomí, será llevado a Tijuana para su exhibición del 25 de septiembre, donde recibirán una réplica y serán los embajadores para que cuando tengamos oportunidad de visitar el Estado de México se entregue el cinturón original para el museo del deporte”, añadió. 

Con la presencia de la Marcela González, secretaria del deporte del Estado de México; Máximo Quintana, director del deporte; y la campeona mundial mexiquense, Ibeth “Roca” Zamora, el titular del WBC confirmó que alguna cultura mexiquense será la encargada de elaborar los cinturones conmemorativos del 5 de mayo y 16 de septiembre del 2021. 

“Son obras de arte increíbles, hablé con la Junta de Gobierno del WBC y recibí la autorización para que en 2021 sea el Estado de México el que elabore los cinturones para darle continuidad”, además de considerar que fue injusto para los dos cinturones creados este año que no hayan estado en las grandes peleas y entregarlo arriba del ring, “estoy contento de confirmar que para el 2021 la cultura del Estado de México lo hará”. 

Reyna Rayón, la artista popular encargada de la elaboración del cinturón, se mostró emocionada y agradecida por la oportunidad que le brindaron, además de destacar detalles importantes de su creación y los colores naturales que utilizó. “Ella no tejió sobre la tela, tejió la tela, le pone el corazón de los mexiquenses”, remató Marcela González. 

El WBC comenzó con la elaboración de cintos emblemáticos en 2017, con la cultura huichol; un año después fueron realizados por artesanos chiapanecos; el año pasado con elementos del arte popular de la cultura maya; y en 2020 por la cultura Mazahua-Otomí. 

Si Julio César Chávez tuviera la posibilidad de elegir ya no haría más peleas de exhibición, pero las ganas de ayudar a la gente y alejarla del mundo de las adicciones lo motivan, además de que recibirá otro reconocimiento a su gran trayectoria. 

Rumbo a su tercera pelea de exhibición ante Jorge “Travieso” Arce, Chávez prometió que dará una paliza al sinaloense y así recibir con más gusto el Cinturón Otomí que le entregará el CMB, como un premio a su trayectoria. 

“Estoy emocionado, ese cinturón lo pondré en un marco, con la promesa que le voy a dar una chinga al ‘Dientón’, esta vez te voy a dar hasta para llevar a Los Mochis”, dijo el tricampeón mundial mexicano en los “Martes de café” virtuales del WBC luego de escuchar de voz de Mauricio Sulaimán que recibirá el fajín. 

Esta será la tercera pelea de exhibición entre ambos, cada vez más cerca “JC” de subir al ring por última vez, pero con la motivación de que podrá costear más tratamientos en sus clínicas para personas que buscan ayuda y así salir del mundo de las adicciones, algo que él logró. 

“Estoy contento, esta función es para algo benéfico, me cuesta trabajo prepararme, aunque sea de exhibición y donde se corre el riesgo, pues los golpes no son caricias, pero lo hago con mucho gusto, es una casusa noble”, añadió Julio César, quien ayudará en su clínica al ex campeón nicaragüense Ricardo “Matador” Mayorga y a unas 10 o 15 personas más luego de esta exhibición. 

Cuestionado de hasta cuándo seguirá con estas peleas, dijo que de ser por él cancelaría su pleito con el “Travieso”, pero reiteró que las ganas de ayudar a quienes lo necesitan son su impulso para seguir en la actividad. 

“No me queda mucho, soy honesto, si por mi fuera lo juro por mi padre ahorita yo suspendiera la exhibición, por qué, porque siento que me duele todo el cuerpo, las piernas, brazos, me desespero bastante, a veces no puedo moverme, pero lo hago con gusto porque sé que lo hago para tratar de recaudar fondos” y atender a los pacientes en las clínicas “Baja del Sol”. 

Añadió que esos tratamientos implican muchos gastos con el pago a médicos, psicólogos, psiquiatras, alimentación completa para los internos y gastos en luz, agua y otros servicios, “es costosa una clínica, no es tan fácil, muchos no pueden pagar, cómo le hago yo para decirle a esas familias que no, se me hace un crimen, por eso las hago (las exhibiciones), para ayudar a los que más se pueda, aunque es imposible ayudar a toda la gente”. 

Rafael Soto, organizador de la velada que se transmitirá vía streaming el 25 de septiembre, destacó la calidad humana del “Gran campeón mexicano”, de quien dijo sigue en actividad para ayudar a quienes más lo necesitan. 

“Julio no deja de inspirar, Julio y su equipo ayudan, me consta que han salvado vidas y no ha cobrado. No quiere (subir al ring) porque le duele todo, pero es una manera de ayudar, de impactar a los jóvenes, la función que él encabeza impacta de manera positiva”.