Printer Friendly Page | Send this Article

Resultado

Murata noqueó a Blandamura para defender Mundial AMB 160

👤Hisao Adachi, Corresponsal Japón y Fotos de Naoki Fukuda 🕔15.April 2018


Este domingo en Yokohama Arena de la ciudad de Yokohama hubo una función de boxeo promovida por Teiken Promotion de Tokio por presentación de dos campeonatos mundiales, uno es de peso medio de la Asociación Mundial de Boxeo (AMB) y otro es de peso mosca del Consejo Mundial de Boxeo (CMB). En la pelea de fondo por título mediano de la AMB, el monarca y ex campeón olímpico londinense 2012, el japonés Ryota Murata (14-1/11KOs, de 32 años de edad y de Teiken Boxing Gym de Tokio) gano por KOT a los 2:56 segundos del octavo round a su retador italiano #6 clasificado mundial Emanuel Blandamura (27-3/5KOs, de 38 años de edad y desde Roma, Italia) y salió exitoso en la primera defensa de su título, que conquisto en el pasado octubre en Tokio al imponerse por KOT al terminar el séptimo round al camerunés-francés Hassan N'Dam N'Jikan.

Esta pelea Ryota Murata vs Emanuel Blandamura fue trasmitido en vivo por ESPN para todo EE.UU. El locutor del ring fue el famoso Jimmy Lennon Jr.

El desenlace de la pelea se produjo sorpresivamente en el octavo round durante lo cual Ryota Murata fue capaz de rematar solo con un golpe, un gancho de la mano derecha, a su rival huidizo y movedizo tras acosarlo hacia las cuerdas. Emanuel Blandamura se derribó a la lona en la zona cerca de las cuerdas sintiendo seriamente la pegada del campeón mundial japonés y apenas logro levantarse de la lona con un estado de madia consciencia y con las piernas tambaleantes en forma noqueada. Fue el momento preciso en que el réferi estadounidense Raúl Caíz Jr. detuvo la pelea dejando el conteo de protección.

Durante la pelea desde el primer round, con base en su recia pegada, el encimoso Ryota Murata fue por apretar a Emanuel Blandamura, quien se dedicó a boxear sobre las piernas con estrategia de pegar y huir o salir para alejarse del peligroso disparo en directo de Ryota Murata a lo largo de los rounds.

Desde los primeros rounds, la superioridad de Ryota Murata fue clara sin peligro y el monarca universal japonés combatió a sangre fría sin afanarse demasiado por buscar un KO en una pelea de un solo lado en favor de Ryota Murata.

En el octavo round, por su instinto y chispas, Ryota Murata no dejo de pasar por alto el momento preciso para hundir una puntilla y lo hizo a machamartillo y se anotó una impresionante victoria.

Después de la pelea, Bob Arum, de 85 años de edad y copromotor de Ryota Murata en asociación con Akihiko Honda del más tradicional Teiken Boxing Gym de Tokio, subió al ring para felicitar a Ryota Murata. Según el plan de Bob Arum, su próxima pelea de Ryota Murata será en MGM Grand de Las Vegas, Nevada, contra el carioca Esquiva Falcao, el cual es medallista de plata en la olimpiada de Londres 2012 tras haber sido derrotado por Ryota Murata, quien conquisto medalla de oro. Bob Arum, también, planea con ansia montar una gran función de boxeo en Tokyo Dome (con capacidad de poco más de 50 mil espectadores) en honor de Ryota Murata para que este atractivo púgil nipón vaya a combatir con el otro campeón mundial mediano Gennady Golovkin por título unificatorio dentro de 2018.

Después de la pelea, Ryota Murata dice que tuvo suerte, ya que logro noquear a un rival movedizo e incómodo y ahora lanza un reto a Gennady Golovkin.

ROSALES SE CORONÓ AL VENCER A HIGA
En la principal pelea de respaldo de esta velada, el púgil nicaragüense Cristofer "El Látigo" Rosales conquistó el vacante título mosca del Consejo Mundial de Boxeo (CMB), al noquear técnicamente en el noveno round al japonés Daigo Higa, quien perdió la corona en la báscula el sábado.

Cristofer, primo del cuatro veces campeón mundial nicaragüense Román "Chocolatito" González, realizó un trabajo fuera de serie al someter duramente a un sólido peleador como Higa, que llevaba 15 nocauts en sus primeros 15 combates profesionales.

Pero desde que sonó la campana este domingo en Yokohama, Rosales tomó el control del combate, atacando, machacando la humanidad de Higa, sin ceder un centímetro de terreno en el ring.

Rosales aprovechó al máximo su mayor alcance y estatura para dominar a Higa, pero lo más importante es que le agregó extra a su labor, trabajó a la máxima intensidad y la esquina del japonés no tuvo más remedio que retirarse en el noveno ante la superioridad del nica no sólo en el ring, sino por la amplia ventaja que sumaba en las tarjetas.

Al finalizar el octavo round, y según la puntuación abierta del CMB, Rosales estaba al frente de dos tarjetas 79-73 y 77-75, mientras que en una tercera tarjeta la puntuación estaba igualada 76-76, algo que realmente no estaba sucediendo en el ring, ya que Rosales estuvo al frente de la mayoría del combate.

Rosales sorprendió desde que sonó la campana en el primer round, boxeando de tu a tu, peleando en corto, exigiendo al máximo a un desgastado que en el pesaje del sábado, marcó dos libras arriba de la categoría mosca (114), y por esa razón perdió la corona en la báscula. En el tercero, Higa lució un poco mejor, pero el nica se mantiene con su buena ofensiva.

En el cuarto, se nota a Rosales nuevamente con la ofensiva, comandando las acciones y sometiendo a Higa.

En el quinto, Rosales e Higa se trenzan en un combate de tu a tu. Peleando en corto, intercambiando metralla y el nicaragüense luce bien plantado, fuerte y velocidad en su ataque.

En el sexto, Rosales continúa con su ofensiva, haciendo un mejor trabajo para sacar el asalto de forma clara ante un Higa que poco a poco está luciendo el desgaste físico. Ya su rostro luce abollado y esto tiene preocupado a su equipo.

En el séptimo, Rosales se mantiene al frente del ataque. La pelea se desarrolla en corto, con Rosales llevando la ofensiva, sin ceder terreno. Un buen round del pinolero, pero el japonés se lleva el asalto.

En el octavo, Rosales llama a un intercambio de golpes a Higa y sale bien librado. Grandes condiciones de Rosales, bravo, violento intercambio y nadie está depcionado que se está desarrollando en Yokohama. Al final, las tarjetas muestran a Rosales adelante en dos de tres tarjetas, pero el japonés luce desgastado, sin fuerzas.

En el noveno, Rosales ataca, va para adelante combinando su ataque al cuerpo de Higa, quien se está quedando sin fuerzas. Ante la superioridad mostrada por el nica, la esquina de Higa decide abandonar a los 1:42 minutos del asalto, y Nicaragua tiene un nuevo Campeón Mundial, el número 13 en la historia del boxeo profesional.

Comparte este articulo

Write a Comment