Printer Friendly Page | Send this Article

Resultado

Rosales venció a Quezada en cuestionado fallo en Managua

👤Pablo Fletes, fletes@gmail.com 🕔25.August 2019


El excampeón mundial Cristofer "El Látigo" Rosales se quitó el sarro de encima, y regresó a los encordados, para derrotar por nocaut técnico en el séptimo round al siempre corajudo Eliezer Quezada, en un cuestionado fallo, en el combate estelar de una cartelera que la empresa Nica Boxing, con el respaldo de WRAM Boxing, organizaron este sábado por la noche en el Gimnasio Nicarao, de Managua, Nicaragua.

En mi apreciación, Rosales ganó, pero no convenció, ya que Quezada debió ganar al menos cuatro de los primeros seis rounds, y en séptimo, el nocaut técnico llegó de forma sorpresiva, después que Quezada se quejó de una serie de golpes de conejo (en la parte posterior de la cabeza), conectados por el excampeón mosca del Consejo Mundial de Boxeo (CMB).

El referee Onofre Ramírez, en vez de proteger a Quezada y darle tiempo a su recuperación, lo descalificó y decretó vencedor a Rosales, quien conectó tres claros golpes de conejo, en forma consecutiva y muy peligrosos, por cierto. Sin duda alguna, muchos aficionados seguidores de Rosales, celebraron a lo grande la victoria, pero Ramírez tomó una muy mala decisión en ese séptimo round.

La pelea fue intensa, en todo momento. El primer round fue para un Rosales más agresivo, que fue siempre para adelante. En cierto momento en el cierre del asalto, Quezada se quejó de un doblón de tobillo y recibió tiempo de parte del referee Ramírez

El segundo, fue un gran round, parejo, con ambos peleadores dominando la pelea por momentos. Pero al final, esas combinaciones a la cabeza lanzadas por Quezada, le ayudan a ganar un intenso asalto, de mucha acción. Quezada hizo un gran trabajo defensivo, esquivando golpes a punta de cintura, con inteligencia y atacando de forma efectiva.

En el tercer asalto, Rosales trata de ir al frente de la ofensiva, empujando y presionando a Quezada, quien responde efectivamente con su ofensiva. Y aunque su pelea se plantea en reversa, Quezada logra conectar con solidez a la humanidad de Rosales, en otro buen round que gana sin discusión alguna.

En el cuarto asalto, la pelea se mantiene a mil revoluciones por minuto, destacando nuevamente Quezada con su velocidad y golpeo. Al final del round, ambos se trenzan en una lluvia de golpes, en una riña desenfrenada, muy pareja, pero al final Quezada saca otro asalto para ir aumentado su ventaja.

A esta altura, los jueces de la Comisión Nicaragüense de Boxeo Profesional llevaban la pelea empatada 38-38, en las tres tarjetas. Y eso, obligó a Rosales a presionar en el quinto, a tratar de cerrar las salidas de Quezada, pero nuevamente la pelea se desarrolla en un metro cuadrado del cuadrilátero, con salvajes intercambios de golpes, en los que Rosales está sacando una mejor ventaja.

Quezada siguió experimentando una ligera ventaja en el quinto round, atacando con combinaciones largas e inteligencia, al cuerpo y cabeza de Rosales, quien aún no está con convenciendo.

Rosales conecta mejor su golpeo en el sexto round, somete al final a Quezada, pero no está consiguiendo los mejores resultados.

Sin embargo, en el séptimo se produjo la pésima decisión de Ramírez, quien nunca reconoció o se enteró se produjeron golpes de conejo, que obligaron a Quezada a retirarse un poco de su rival y solicitar tiempo para su recuperación. Pero eso nunca ocurrió y Rosales fue proclamado como vencedor, en una pelea que estaba perdiendo a esa altura de las acciones.

El final del combate se produjo a los 1:44 minutos del séptimo round, siendo la primera victoria, por cuestionada, de Rosales, desde que perdió el título mosca del CMB, en diciembre pasado, ante el inglés Charlie Edwards, en diciembre pasado. Su record quedó 29-4, con 20 nocauts. Quezada, en cambio, quedó en 23-10-3, con 9 nocauts.

ROJAS VENCIÓ A GAZO
En el combate semi estelar de esta velada, el también excampeón mundial Byron "Gallito" Rojas, se impuso por decisión unánime en ocho rounds, a Eliezer Gazo.

En los primeros cuatro rounds, Rojas a estaba delante 39-37 en las tres tarjetas de los jueces, lo que obligó a Gazo a presionar en los siguientes rounds. Sin embargo, la victoria de Rojas fue clara, con tarjetas de 78-74, 77-75 y 77.75.

Por su parte, el destacado minimosca Jerson Ortiz se impuso por nocaut técnico en el quinto asalto a José Cordero, mientras que el experimentado supergallo Marvin Solano enderezó la nave después de dos derrotas seguidas, para derrotar por decisión unánime en seis rounds a Limber Ramírez.

El novato sensación Wiston Guerrero, exponente de la división mosca, se impuso por decisión unánime a Wilmer Blas, mientras que el peso pluma capitalino Franco Gutiérrez no tuvo problemas para noquear, apenas a los 1:29 minutos del primer round, al chinandegano Freddy Espinoza. La pelea duró poco, ambos se trenzaron en un duelo de metralla en corto, pero Gutiérrez mostró más poder y aguante, para poner en malas condiciones a su rival, obligando la intervención del referee de turno.

Con esta victoria, Franco elevó su record a 10-3, con media docena de nocauts, cortando una racha de dos derrotas seguidas en Nicaragua y la última, en marzo pasado, ante José Núñez, en Panamá.

Por su parte, el peso welter chinandegano José Orozco se impuso por nocaut técnico a los 1:29 minutos del segundo a Ervin Flores, quien no conoce la victoria en cuatro combates profesionales, mientras que el peso mosca Engel Gómez derrotó por puntos a Bryan Parson, por la vía de los puntos, en cuatro rounds.

En la primera pelea de la noche, pactada en peso gallo, no hubo fallo, en vista que el debutante Hamilton Blandón sufrió un corte en la frente que impidió continuar el combate contra Luis Martínez, cuando apenas transcurría el segundo round.

Comparte este articulo

Write a Comment